Archivo de la categoría: Perfiles

Daniel Brühl

Daniel César Martín Brühl González Domingo nació el 16 de Junio de 1978 en Barcelona, como hijo del director alemán Hanno Brühl y una profesora española. Cuando tenía pocos meses, su familia se mudó a Colonia donde el actor pasó su niñez y juventud. Pero Brühl siempre insiste que todavía tiene una conexión/relación muy fuerte con España y que viene a España por lo menos una vez al año para pasar sus vacaciones. Además, habla español y catalán fluidamente.

A partir de los ocho años Daniel tuvo varios papeles en cuentos leídos en la cadena de radio alemana WDR. Empezó a actuar con 14 años, cuando le dieron su primer papel en una serie de televisión.

Aunque la música es la otra gran pasión de Brühl y tocó en un grupo durante sus años escolares, decidió dedicarse a actuar después de su bachillerato. Al principio su padre no estaba de acuerdo con la decisión profesional de su hijo, pero como su primero película (Schlaraffenland, 1999) ya fue un gran éxito, se dio cuenta de que Daniel tenía verdaderamente un talento extraordinario.

Rápidamente Brühl volvió a ser unos de los actores jóvenes más famosos y admirados del cine alemán contemporáneo. Durante el rodaje de su película “Nichts bereuen” en 2001 conoció  a Jessica Schwarz, una actriz alemana, que tenía el papel principal femenino. Al principio Brühl no estaba de acuerdo con la decisión del director de dar el papel a Schwarz porque ella, anteriormente, había sido la presentadora de un programa de una cadena musical y Daniel no la tomó en serio como actriz, pero al verla trabajar se enamoró de ella y se convirtieron en pareja. En 2006 se separaron.

Casi todas las películas que Brühl ha hecho desde entonces han sido grandes éxitos. Las más destacadas de su obra (hasta ahora) son “Vaya con Dios” (2002), con la que obtuvo un Deutscher Filmpreis y un Bayrischer Filmpreis al mejor actor;  “Good Bye Lenin” (2003), con la que obtuvo su segundo Deutscher Filmpreis y un Europäischer Filmpreis al mejor actor y “Die fetten Jahre sind vorbei” (2004), con la que obtuvo otro Eoropäischer Filmpreis. En total ha recibidos más de 14 premios para su obra en menos de 10 años.

Daniel Brühl es uno de pocos actores del cine alemán contemporáneo que tiene éxito tanto en Alemania como en el extranjero. Ha tomado parte de varias producciones europeas e internacionales y ha trabajado al lado de estrellas del cine internacional como Brad Pitt (“Inglorious Basterds” 2009), Judi Dench y Maggie Smith (“Ladies en Lavender” 2004) o Matt Damon (“The Bourne Ultimatum” 2006). En 2006 Brühl tuvo el papel principal en la película española “Salvador”, con la que obtuvo el premio Goya al mejor actor y que le hizo conocido ante el público español.

Los críticos lo alaban por su sentido excelente para elegir películas y papeles muy interesantes y de alta calidad. Daniel dice de si mismo: “Prefiero hacer películas buenas, que no van a tener éxito comercial y un público pequeño, que películas malas con un público grande.”

Lo que marca toda su obra es su manera de actuar con “ sinceridad, idealismo, energía y una ingenuidad cautivadora”. Su talento y carácter agradable han hecho de él uno de los mejores actores, más celebrados y queridos del cine alemán contemporáneo – y todo eso sin haber pisado nunca una escuela de dramatización. Daniel Brühl dice de si mismo: “Soy autodidáctico, porque creo que la vida es la mejor escuela para cada actor.”

Berlinale

„Internationale Filmfestspiele Berlin“ es el nombre oficial del Festival de cine alemán más importante, que todo el mundo conoce bajo el nombre de „Berlinale“.

El festival fue fundado en 1951 gracias a la iniciativa del oficial estadounidense Oscar Martay. En 1950 Oscar Martay y otros oficiales del gobierno militar de Berlín, decidieron crear un festival de cine en la capital de Alemania como apoyante en el proceso hacia la democracia.

Martay formó un comité de miembros del gobierno militar de Berlín, miembros alemanes del Senado de Berlín, representadores del cine alemán y periodistas con el objetivo de organizar la primera “Berlinale” en el verano de 1951. El comité nombro el cargo del jefe del Festival a Dr. Alfred Bauer, un periodista y histórico de Cine alemán.

El 6. Junio 1951 la película “Rebecca” de Alfred Hitchcock abrió el primer Festival internacional de Cine en Berlín en el Titania-Palast. Desde sus principios la historia de la “Berlinale” fue una historia de éxito – tanto en cuanto al público como al mundo de cine profesional.

En 1956 la “Berlinale” fue clasificada por la FIAPF (Federation Internationale des Associations des Producteurs des Films) como un Festival de la categoría A, que significa que desde este año la “Berlinale” tuvo el derecho de conceder premios a través de un jurado internacional.

Hoy, ser parte del jurado de la « Berlinale » es considerado como un honor grande y cada año un grupo exclusivo y prestigioso de actores, directores, productores y otra gente del ámbito cultural son elegidos para ser parte del jurado. Ellos deciden a quien van a conceder todos los premios diferentes de la “Berlinale”.

Los premios más importantes del Festival son el “Oso de Oro” y “el Oso de Plata”. Además hay un numero de jurados independiente a parte del jurado oficial del Festival, que conceden una variedad de premios. Un ejemplo es el jurado FIPRESCI, que concede el « Cinema for Peace Award », a personas o películas que aportan a la paz, la democracia y la responsabilidad social.

Las películas de la “Berlinale” estan divididas en diferentes « secciones ». La Seccion « Wettbewerb » es para las películas internacionales más grandes, para producciones en el ámbito Independent y Arthouse hay la sección « Panorama », películas para ninos y jovenes se encuentran en la sección « Generation », también existe una sección solo para el cine alemán que se llama « Perspektive Deutsches Kino » y una que se dirige al países muy « lejanos » en el mundo del cine, que se llama « Forum ». En la sección « Hommage » se concede el premio a la obra general de alguien.

Desde 1951 la « Berlinale » se ha convertido en uno de los Festivales de Cine más importantes y prestigiosos. Cada ano más que 19.000 profesionales del cine de 136 países visitan Berlín, entre ellos más que 4000 periodistas. Normalmente hay unos 270.000 de visitantes en cada « Berlinale », que significa que el Festival es el Festival del público lo más grande del mundo.

Fatih Akin: Impetuoso, honesto y difícil de encasillar

El realizador alemán de origen turco nació el 25 de Agosto de 1973 en Hamburgo. Sus padres, Mustafa y Hadiye,  inmigraron a Alemania en los años 60 y trabajaron como obreros. Tiene un hermano, Cem, que muchas veces tiene papeles pequeños en las películas de Akin y trabaja en el consulado turco en Hamburgo. Akin pasó su niñez y juventud en el barrio multicultural de Altona y dice que sus experiencias de aquel tiempo han marcado mucho su trabajo como director.

Como estudiante fue parte del grupo de teatro de su instituto y a partir de los 16 años, Fatih sabía que su sueño era ser director de cine. Ya durante sus años escolares empezó a escribir guiones y participó en varias escenificaciones del “Thalia Theater” de Hamburgo.

Después de su bachillerato, Akin estudió comunicación audiovisual en la Universidad de Bellas Artes de Hamburgo (1994-2000), pero el mismo dice que su verdadera escuela fue la videoteca de su primo y las películas de su modelo como director Martin Scorsese.

Durante ese tiempo conoció al productor hamburgués  Ralph Schwingel, que se dio cuenta del talento de Fatih y los dos empezaron una colaboración que duró durante muchos años. Schwingel fue el productor de los primeros cortometrajes de Akin, “Sensin” en el año 1995 y “Getürkt” de 1996.

En 1997 Fatih Akin realizó su primer largomentraje “Corto y con filo”, su debut como director de cine. En los años siguientes rodó el road-movie “En Julio” (2000) y la comedia “Solino” (2002), antes de realizar su éxito más grande y espectacular hasta ahora, la película “Contra la pared” en 2004, con la que obtuvo los premios más importantes del mundo del cine europeo – el Oso de Oro de la Berlinale, el “Deutscher Filmpreis” y el “Europäischer Filmpreis. Fue la película que catapultó a Akin a la escena internacional.Un año antes había fundado su propio empresa de producción llamada “Corazón Internacional”.

Después del rotundo éxito que tuvo “Contra la pared”, Akin rodó el documental “Crossing the Brige: The Sound of Istanbul” en 2005 y en 2007 otra película muy exitosa: “ Del otro Lado”, que le valió el premio al mejor guion de Cannes, un “Deutscher Filmpreis” y que fue nominada a la mejor película extranjera en los Oscars de 2007. A pesar de su corta pero intensa carera, Akin rápidamente se ha convertido en uno de los directores europeos y, sobre todo alemanes, más respetados y celebrados. Eso se manifestó en el hecho de que en 2005 tuvo el honor de formar parte del jurado del festival de Cannes y que la Universidad de Bellas Artes de Hamburgo le ofreció una cátedra invitada.

Lo que distingue a Akin de otros directores del cine alemán contemporáneo es el hecho de que Fatih Akin verdaderamente es una persona polifacética que, además de ser un director de cine extraordinario, tiene talento como guionista, productor, actor y músico. Akin esta alabado por la critica por hacer películas de una manera muy directa, honesta, viva y con mucha pasión y por haber logrado mostrar temas sociales explosivos – sobre todo temas que tienen que ver con inmigrantes en la sociedad alemana moderna – sin ser moralista y sin inculpar a nadie. Aunque todas sus películas tratan de inmigrantes en Alemania o de las relaciones entre las culturas, y aunque define sus películas “como una especie de crónica germano-turca”, Akin insiste que está cansado de los intentos de encasillarle a él y a sus películas. Y su última película, la comedia “Soul Kitchen” ha demostrado que es capaz de cambiar de género con una soltura de un director de primer nivel.

Fatih Akin está casado con la actriz alemana con raíces mexicanas Monique Obermüller, con quien tiene un hijo, Emir Santiago. La familia vive en Hamburgo.

“La grande Dame” del cine alemán: Martina Gedeck

Martina Gedeck nació el 14 de Septiembre de 1961 en Munich, y es la mayor de tres hermanas. Pasó su niñez y juventud en Landshut, cerca de Munich, y en Berlin.

Estudió su bachillerato en Berlin y empezó a estudiar historia y filología alemana en la « Freie Universität Berlin ». Pero al poco tiempo Gedeck se dio cuenta de que actuar es su verdadera pasión. Entre 1982 y 1986 estudió Interpretación en el prestigioso “Max-Reinhardt-Seminar” en la Universidad de Arte de Berlin.

Ya durante su tiempo como estudiante, Martina Gedeck empezaba a trabajar como actriz en el teatro. Interpretó su primer papel principal en la obra teatral “Aschenkinder” de Janusz Glowaski en Frankfurt en 1985. Aunque en 1988 tenía su primer papel en una producción de televisión (“Die Beute” 1988) y empezaba a trabajar en el amito del cine en esos años, nunca ha dejado de actuar para el teatro. Hasta hoy actua en varios teatros en toda Alemania y lo hace con muchísima pasión, como dice ella.

Con su papel en la película “Der bewegte Mann” (1994) Gedeck tuvo su primer éxito comercial y esto la hizo famosa ante un público grande.

Desde hace más de veinte años, Martina Gedeck ha trabajado como actriz y durante ese tiempo ha participado en más de 50 producciones de televisión y cine que abarcan todos los géneros dramáticos que hay. Se puede decir que Gedeck representa los últimos veinte años del cine alemán contemporáneo en su obra. No hay otra actriz alemana que haya logrado actuar en un nivel dramático tan alto durante más de dos décadas y formar parte de la mayoría de las películas alemanas contemporáneas que se consideran como las más importantes.

Para los críticos en Alemania y Europa, Martina Gedeck es la actriz más influyente de Alemania y se considera como “la grande dame” del cine contemporaneo alemán. Sus películas muestran que Gedeck es una actriz muy polifacética y dotada, que es capaz de convertirse en cualquier personaje con una dedicación increíble. Ha hecho papeles de lo más variados: una mujer joven engañada (“Stadtgespräche” 1995), una mala madre (“Das Leben ist eine Baustelle” 1996), una camarera tímida italiana (“Rossini” 1997); una psicológa criminal, una mujer que fue violada por su proprio marido (“Ich habe nie nein gesagt” TV JAHR), una cocinera (« Bella Martha » 2001) y una actriz de la DDR que no soporta la presión de la Stasi.

Aunque en general hay una gran variedad en sus papeles, destaca que la actriz muchas veces tiene el papel de una mujer fuerte con un destino trágico. Según Martina Gedeck, papeles así son los más atractivos, porque son un desafío enorme y te ayudan a seguir adelante como actriz.

Gedeck ha ganado 24 premios, es decir, de promedio un premio por cada dos películas que hizo. No hay un premio alemán de television o cine que no haya ganado. Los más importantes entre ellos son sus tres « Deutsche Filmpreise » (« Elementarteilchen » 2006, « Bella Martha » 2002, « Rossini » 1997) y dos « Grimme-Preise » (« Romeo » 2002, “Der Neffe” 1998) , que son los premios alemanes más prestigiosos en cuanto al cine y televisión. Para toda su obra ha recibido el Premio de Merito de Bavaria en el ámbito cultural (Bayrsiches Verdienstkreuz), que es el premio más importante de la comunidad de Bavaria.

En su vida privada no ha tenido tanta suerte como en la profesional. En 1999 su novio de diez años, el actor alemán Ulrich Wildgruber, se suicidó.

Desde 2006 Martina Gedeck vive en Berlin con Martin Imboden , un director de cine suizo.