Archivo de la etiqueta: Soul Kitchen

Fatih Akin: Impetuoso, honesto y difícil de encasillar

El realizador alemán de origen turco nació el 25 de Agosto de 1973 en Hamburgo. Sus padres, Mustafa y Hadiye,  inmigraron a Alemania en los años 60 y trabajaron como obreros. Tiene un hermano, Cem, que muchas veces tiene papeles pequeños en las películas de Akin y trabaja en el consulado turco en Hamburgo. Akin pasó su niñez y juventud en el barrio multicultural de Altona y dice que sus experiencias de aquel tiempo han marcado mucho su trabajo como director.

Como estudiante fue parte del grupo de teatro de su instituto y a partir de los 16 años, Fatih sabía que su sueño era ser director de cine. Ya durante sus años escolares empezó a escribir guiones y participó en varias escenificaciones del “Thalia Theater” de Hamburgo.

Después de su bachillerato, Akin estudió comunicación audiovisual en la Universidad de Bellas Artes de Hamburgo (1994-2000), pero el mismo dice que su verdadera escuela fue la videoteca de su primo y las películas de su modelo como director Martin Scorsese.

Durante ese tiempo conoció al productor hamburgués  Ralph Schwingel, que se dio cuenta del talento de Fatih y los dos empezaron una colaboración que duró durante muchos años. Schwingel fue el productor de los primeros cortometrajes de Akin, “Sensin” en el año 1995 y “Getürkt” de 1996.

En 1997 Fatih Akin realizó su primer largomentraje “Corto y con filo”, su debut como director de cine. En los años siguientes rodó el road-movie “En Julio” (2000) y la comedia “Solino” (2002), antes de realizar su éxito más grande y espectacular hasta ahora, la película “Contra la pared” en 2004, con la que obtuvo los premios más importantes del mundo del cine europeo – el Oso de Oro de la Berlinale, el “Deutscher Filmpreis” y el “Europäischer Filmpreis. Fue la película que catapultó a Akin a la escena internacional.Un año antes había fundado su propio empresa de producción llamada “Corazón Internacional”.

Después del rotundo éxito que tuvo “Contra la pared”, Akin rodó el documental “Crossing the Brige: The Sound of Istanbul” en 2005 y en 2007 otra película muy exitosa: “ Del otro Lado”, que le valió el premio al mejor guion de Cannes, un “Deutscher Filmpreis” y que fue nominada a la mejor película extranjera en los Oscars de 2007. A pesar de su corta pero intensa carera, Akin rápidamente se ha convertido en uno de los directores europeos y, sobre todo alemanes, más respetados y celebrados. Eso se manifestó en el hecho de que en 2005 tuvo el honor de formar parte del jurado del festival de Cannes y que la Universidad de Bellas Artes de Hamburgo le ofreció una cátedra invitada.

Lo que distingue a Akin de otros directores del cine alemán contemporáneo es el hecho de que Fatih Akin verdaderamente es una persona polifacética que, además de ser un director de cine extraordinario, tiene talento como guionista, productor, actor y músico. Akin esta alabado por la critica por hacer películas de una manera muy directa, honesta, viva y con mucha pasión y por haber logrado mostrar temas sociales explosivos – sobre todo temas que tienen que ver con inmigrantes en la sociedad alemana moderna – sin ser moralista y sin inculpar a nadie. Aunque todas sus películas tratan de inmigrantes en Alemania o de las relaciones entre las culturas, y aunque define sus películas “como una especie de crónica germano-turca”, Akin insiste que está cansado de los intentos de encasillarle a él y a sus películas. Y su última película, la comedia “Soul Kitchen” ha demostrado que es capaz de cambiar de género con una soltura de un director de primer nivel.

Fatih Akin está casado con la actriz alemana con raíces mexicanas Monique Obermüller, con quien tiene un hijo, Emir Santiago. La familia vive en Hamburgo.